Hacer un regalo a menudo suele convertirse en una especie de juego de adivinanzas en que la persona que lo hace espera encontrar el artículo apropiado para que quien lo recibe no tenga que devolverlo.

Preguntas del tipo “¿qué quieres para tu cumpleaños?” pueden ayudar, pero muchos clientes no son capaces de pensar en una lista de las cosas que desean cuando alguien se lo pide.

Aquí es donde entra en juego Wanelo, una aplicación social que permite a los usuarios guardar los artículos que les gustan en una lista de deseos con facilidad. Con un concepto similar al de Pinterest, el servicio ganó popularidad al permitir a los consumidores guardar los artículos que les gustan en la aplicación. La plataforma se ha convertido en una meca para los minoristas, con más de 550 000 tiendas que ofrecen sus artículos a los jóvenes usuarios de la aplicación.

Así es como Wanelo está revolucionando las compras sociales.

Una plataforma basada en imágenes

Desde sus inicios, Wanelo se propuso triunfar en el ámbito de las ventas sociales con una aplicación basada en imágenes. Hoy en día, los usuarios de las redes sociales gravitan hacia esos sitios, donde pueden comunicarse con solo tomar una foto y compartirla en lugar de crear una actualización basada en un texto. A pesar de lo popularidad de Instagram y Snapchat, Wanelo llena un vacío en el mercado, permitiendo a los compradores guardar información sobre los artículos que ven y compartirlos con amigos y familiares.

El hecho de contar con una gran cantidad de marcas que en su sitio hace que Wanelo vaya más allá de otras plataformas sociales basadas en imágenes. Los consumidores pueden examinar los diversos artículos y guardar lo que les gusta y luego compartir su lista de deseos con amigos y familiares. Algunos usuarios nunca comparten la información, simplemente utilizan la aplicación para mostrar a sus amigos los artículos que les gustan y obtener su aprobación.

Ventas sociales sencillas

La mitad de los usuarios de Wanelo tiene entre 18 y 24 años, por lo que es el sitio ideal para las marcas que intentan llegar a un grupo demográfico joven. Este grupo de edad interactúa bien con la moda, los accesorios tecnológicos y gadgets y los artículos de decoración del hogar, especialmente cuando comienzan a decorar su dormitorio de estudiante universitario o de su primer piso. El sitio permite a las marcas reclamar fácilmente una página para cargar sus artículos, a la que pueden agregar el botón de “guardar” para que los consumidores comiencen a guardar aquellos que más les gusten.

Wanelo obtiene su mayor beneficio gracias a la función “comprar en Wanelo”, que permite a los usuarios comprar un artículo directamente desde la aplicación. Como no tienen que abandonar la aplicación para comprar en otro lado, es más probable que tenga lugar la conversión. Se puede guardar una tarjeta de crédito directamente en la aplicación, cosa que facilita la compra desde un smartphone.

Las redes sociales todavía tienen que encontrar la manera de monetizar con éxito el elemento de compra. En este ámbito, Wanelo es un innovador, marcando el camino para las muchas otras plataformas sociales que probablemente sigan sus pasos.